Edad antigua

HISTORIA DE LA FONOAUDIOLOGÍA EN LA EDAD ANTIGUA

 

Elaborado por: Diana Liseth Ayala, Ginna Marcella Bravo y Natalia Gómez

 

En este trabajo se describen los antecedentes más relevantes de la Fonoaudiología en la Edad Antigua, tratando temas como la medicina, la retórica, la discapacidad, la educación y la rehabilitación en diferentes lugares que, por su ubicación o aportes, son importantes de resaltar (Duchan, 2011). Mediante esta búsqueda y recopilación electrónica se pretende ampliar el conocimiento sobre la historia de la Fonoaudiología, teniendo en cuenta que como disciplina no apareció en estos periodos, pero sí sus precursores y primeras formas de interpretación de los procesos y discapacidades de la comunicación.   

 

Este trabajo también presenta un paralelo de lo que son los paradigmas de la Fonoaudiología comparados con las prácticas médicas, educativas  y pedagógicas  más remotas. Se pretende dar a conocer cómo eran consideradas las patologías del lenguaje desde sus inicios y cómo han evolucionado, no solo las prácticas médicas sino también las perspectivas de desarrollo, la educación, las formas de enseñanza, las interpretaciones sobre la discapacidad y los procesos de atención en salud.

 

EDAD ANTIGUA: 3500 aC a 500 dC

 

En este periodo se pueden ubicar desarrollos en cuatro regiones: Mesopotamia, antiguo Egipto, antigua Grecia y antigua Roma.

 

MESOPOTAMIA 3500 aC al 539 aC

 

Se pueden destacar tres civilizaciones importantes durante esta época en Mesopotamia, que fueron: los sumerios, los arcadios y los asirios. Es importante resaltar la invención de la primera forma de escritura, la cuneiforme, por parte de los sumerios alrededor del año 3100 aC.

 

Medicina y enfermedad en la antigua Mesopotamia

 

De acuerdo con Duchan (2011), se realizaban tres tipos de actividades médicas por parte de los curanderos: la adivinación, los conjuros y exorcismos; y prácticas médicas sencillas como vendajes y pequeñas cirugías. Otro método común era la hepatoscopia, que consistía en examinar el hígado de un animal sacrificado para determinar la voluntad de los dioses, pues el hígado era considerado como el origen de la sangre y el asiento de la vida. Los curanderos que hacían uso de la adivinación vieron la enfermedad y sus síntomas como el resultado de espíritus demoniacos (castigos), también eran los encargados de administrar las drogas que se elaboraban, en su mayoría, con vegetales y minerales. Existían estrictas leyes jurídicas y médicas establecidas en El código Hammurabi, que penalizaban una atención inadecuada.

 

Aunque existían prácticas médicas, la curandería gozaba de mayor credibilidad; por esta razón, podríamos considerar que en este momento, predominó un enfoque mágico-religioso (Arredondo, 1992) respecto a la interpretación de la salud y de la enfermedad.

 

La oratoria y la retórica en la antigua Mesopotamia

 

En Mesopotamia se hizo un fuerte énfasis en la producción oral y escrita. Duchan (2011) destaca dos obras relevantes: en primer lugar, la  Epopeya de Gilgamesh que se transmitía por bardos entrenados que memorizaban frases, expresiones y temas de las historias para actuarlas ante un público.  En segundo lugar, los escritos de  Enheduana, la hija de Sargón, un rey acadio que gobernó desde 2371 hasta 2316 antes de Cristo. Ella es el primer autor conocido por escribir en primera persona. 

 

Discapacidad en la antigua Mesopotamia

 

Se observa la clasificación de la discapacidad en dos grupos.

  • Discapacidad Leve: personas que tenían problemas menores, a quienes se les proporcionaban apoyos, ya que trabajaban en diferentes puestos atendiendo las necesidades de los dioses y,  en ocasiones, recibían compensación financiera y alimenticia, incluidos los posibles costos de rehabilitación.
  • Discapacidad Severa: tenían tratos menos hospitalarios, pues se consideraban a menudo peligrosos para la sociedad por tener enfermedades contagiosas como la lepra, o porque su enfermedad podía ser transmitida genéticamente; estas personas eran condenadas a muerte. Se consideraba la imperfección orgánica como un castigo. Respecto a discapacidades de comunicación no hay registros específicos, pero esto no indica que no hayan existido.

 

En el caso de la discapacidad, también tenía un predominio el enfoque mágico – religioso (Arredondo, 1992).

 

Educación en la antigua Mesopotamia

 

Las escuelas iniciaron para enseñar a estudiantes de sexo masculino y de clase alta a escribir usando el alfabeto cuneiforme, después se fueron incluyendo al plan de estudio asignaturas como: las matemáticas, el derecho, la biología, la astronomía, la adivinación, la poesía, la economía, la agricultura y el lenguaje.

Se tenía una disciplina estricta, en ocasiones se humillaba y golpeaba como castigo a los errores del estudiante. Los métodos de enseñanza estaban conformados por la memorización, la repetición oral, copiar modelos, y la instrucción individual, en general se observa que la educación estuvo orientada con base en lo que hoy conocemos como el paradigma conductista, pues la enseñanza se basaba en reforzadores (negativos como los castigos) que ayudaban a la creación de la conducta  que se consideraba adecuada.

 

 

ANTIGUO EGIPTO 3500 aC al 100 Ac

 

Medicina y enfermedad en el Antiguo Egipto

 

Egipto fue uno de los centros más grandes y avanzados de la salud y la curación en el mundo antiguo. Los egipcios crearon la primera escuela de medicina, pero no se dejaba de lado la fe religiosa, pues se seguía rezando a diversos dioses para curar las enfermedades y se tenía una diosa particular para ello: Sekhmet. Los egipcios se destacaron por:

 


  • Ver que el cuerpo estaba conformado por tubos (vasos sanguíneos, nervios, tendones y músculos).
  • Diagnóstico a través de la observación cuidadosa que involucraba tocar, ver y oler al paciente, así como tomarle el pulso.        
  • La creación de medicamentos con base en minerales, plantas y animales.       
  • La cirugía craneal, eliminación de tumores y cesáreas.    
  • El corazón era considerado el asiento del alma, era el lugar para registrar las buenas y malas acciones de los individuos.


 

La mayoría de las enfermedades tenían como causas las condiciones ambientales como la arena (enfermedades pulmonares y respiratorias) y problemas dentales al mezclarse con la comida, otras causas eran los insectos y parásitos del río Nilo. Realizaron las primeras descripciones de casos clínicos en el papiro quirúrgico de Edwin Smith que contiene 48 casos de traumas craneales, donde se mencionan  algunos relacionados con “perdidas del habla”. Durante esta época se observa que las prácticas médicas se regían por el actual paradigma biomédico pues la preocupación más grande era la intervención física en relación con las causas de la enfermedad o patología (OMS, 2001).

 

La oratoria y la retórica en el antiguo Egipto 

 

Consideraban la oratoria como una facultad innata, aunque también se podía aprender; le daban gran importancia al buen manejo de la palabra pues consideraban que si se hablaba a la perfección se podía lograr cualquier objetivo (Fox, 1983, citado por Duchan, 2011). Contaban con normas para la conversación como: guardar silencio, esperar el momento adecuado para hablar, restricción de palabras, hablar con fluidez y mantener la lengua en armonía con el corazón (decir la verdad).

 

Discapacidad en el antiguo Egipto

 

Los escritos de sabiduría y enseñanzas morales en el antiguo Egipto ordenaron el respeto a las personas con discapacidad. Los enanos estaban especialmente bien considerados en el antiguo Egipto y alcanzaron un alto rango en las dinastías. Un dios del hogar muy valioso y frecuente, Bes, era un enano a quien se le había asignado la tarea de proteger a la madre y al niño en el parto.

No consideraban la discapacidad como una enfermedad sino como un don sagrado de los dioses, por lo cual se les debía respeto a estas personas; no se habla de técnicas de rehabilitación concretas aunque se contaba con algún tipo de prótesis y tratamientos quirúrgicos, los cuales eran destinados especialmente a personas que habían sufrido accidentes. En este caso, aunque  también predominada un enfoque mágico-religioso, se observa que la actitud de los egipcios hacia la discapacidad fue positiva, hecho que difería de las otras culturas dominantes de la época (Gutiérrez, 1997).

 

La educación y la rehabilitación en el antiguo Egipto

 

Se educaban aquellos que querían ser escribas o que deseaban trabajar en la administración civil en las corte reales; estos tenían una rutina escolar que iniciaba en la mañana, se rompía al medio día  para una comida y una siesta y se continuaba en la tarde. Se enfatizó el aprendizaje de la escritura con jeroglíficos, que se practicaba en tablillas de madera o papel (papiro). Los maestros se consideraban una autoridad y tenían el poder de proporcionar fuertes castigos para regular el aprendizaje y los comportamientos. En cuanto a la educación se mantiene el paradigma conductista pues son los maestros quienes crean las jornadas de estudio y tienen el conocimiento no solo académico sino también religioso y moral. Se hacía uso de reforzamientos negativos para el control de las conductas.  

 

ANTIGUA GRECIA 500 aC a 100 dC

 

La antigua Grecia se puede considerar como una de las principales civilizaciones de la Edad Antigua, ya que fue un importante escenario para la proyección del desarrollo del conocimiento en diferentes esferas. 

 

Medicina y enfermedad en la antigua Grecia

 

En la antigua Grecia se pueden considerar dos corrientes predominantes en la concepción de enfermedad y la medicina que se practicaba (Duchan, 2011):

  • La salud y la enfermedad eran características dadas o quitadas por dioses; Asclepio se considera la figura fundamental de esta tendencia y posteriormente sus hijos también fueron concebidos dioses.
  • La salud como la integración de cuatro fluidos: bilis negra, bilis amarilla, sangre y flema, representación de los elementos en el interior del cuerpo y en su estado de ánimo o humor del temperamento. Entre los autores que se adhirieron a la concepción de los fluidos se destacan: el filósofo Platón, quien decía que la intervención debía ser aplicada a las fuerzas de la vida; Aristóteles se interesó por interpretar las causas de los problemas de la voz relacionándolos con la temperatura corporal; Dioscórides desarrolló un compendio de cinco volúmenes con tratamientos basados en plantas medicinales que sirvió de referencia durante 1500 años. Hipócrates fue el médico griego de mayor influencia en las posteriores civilizaciones.      

 

En el caso de la antigua Grecia, se puede observar que sobreviven paralelamente dos perspectivas: un modelo mágico-religioso, aunque con menor fuerza que las otras regiones, y un modelo que se acerca más a lo que luego será llamado el paradigma biomédico o lo que Arredondo (1992) denomina el enfoque unicausal.

 

Oratoria y retórica en la antigua Grecia

 

Se puede evidenciar la gran importancia que tenía en la antigua Grecia el arte de hablar y saber hablar, pues de ello dependían varios cargos públicos. La oratoria se consideraba, al igual que la salud oral y auditiva, como derivada del principio racional que rige todas las cosas y que es concedido por Dios. Aristóteles, uno de los mayores exponentes de la retórica, plantea que esta se trata del contenido asociado con el lenguaje y la moral importando solo el buen discurso persuasivo; para su maestro, Platón, lo importante era conocer las almas de los hombres.

 

Concepción de discapacidad en la antigua Grecia  

 

Consideraban a las personas con discapacidad en el mismo rango de los esclavos y criminales y los expulsaban de la comunidad. Aristóteles, por ejemplo, creía que las personas sordas de nacimiento eran insensatas e incapaces de razonar. La discapacidad es concebida como un castigo, atribuyéndole la presencia y la ausencia de salud a la voluntad de los dioses.

 

Hubo diferencias respecto al trato de las personas en situación de discapacidad. Por ejemplo, en Esparta los niños que nacían con deficiencias podían ser arrojados por un barranco (Gutiérrez, 1997).

 

Rehabilitación y educación en la antigua Grecia

 

La educación se basó en un método que hoy podría llamarse autodescubrimiento o asesoramiento no directivo, el cual se basaba en las preguntas dialógicas para mejorar la retórica y el discurso. Se destacan los métodos de Platón y de Sócrates, así como la escuela sofista, encargada  de enseñar diversos saberes mediante conferencias pagadas. Entre las figuras a destacar vemos a  Demóstenes quien logró ser un personaje muy influyente después de superar sus propios problemas de voz con terapias autodirigidas.

 

ANTIGUA ROMA 500 aC a 500 dC

 

Desde sus inicios, Roma tuvo un crecimiento próspero y aunque retomó varios planteamientos de los griegos, también estableció  algunas diferencias (Duchan, 2011).

 

Medicina y enfermedad en la antigua Roma

 

La medicina en la antigua Roma fue cristianizada; se destacó el culto a santos y mártires correspondientes a ciertas enfermedades. Se pueden considerar como sus mayores aportes en el campo de la salud: la potabilización del agua, el establecimiento de colegios de medicina, de campos militares y de hospitales públicos. El médico más importante de la antigua roma fue Galeno, quien se interesó por el estudio de la anatomía y la fisiología, también se ocupó de diferenciar el habla (producida por los órganos conversacionales como la nariz o la lengua) de la voz (producción  de la laringe).

 

De acuerdo con Arredondo (1992), las acciones de la antigua Roma en relación con la medicina pueden enmarcarse en un modelo sanitarista que empieza a reconocer que la enfermedad es consecuencia de condiciones insalubres que rodean al hombre y se centran en la puesta en marcha de medidas de saneamiento para controlar los agentes patógenos del ambiente.

 

 

Oratoria y retórica en la antigua Roma

 

En la antigua Roma, la retórica también ocupó un papel muy importante como una herramienta política. Cicerón, el orador más importante de la  historia de Roma especificó 5 cánones de la retórica: intervención, acuerdo, expresión, memoria y entrega. Desde la perspectiva de Cicerón el discurso además de estar compuesto de voz y articulación, estaba dotado por la naturaleza de un tono de voz adecuado y de una expresión facial y corporal correcta que expresaban la emoción.

 

Concepción de discapacidad en la antigua Roma

 

La discapacidad en la antigua Roma se concibe como algo desagradable, indigno de formar parte de la comunidad popular. Aunque en esta época ya se encuentra evidencia de una mayor referencia de personas con discapacidad, igual eran excluidas de sus propias familias o  se consideraban objeto de distracción y diversión en espectáculos callejeros, según registra el historiador Plutarco, citado por Duchan (2011).

 

Rehabilitación y educación en la antigua Roma

 

Existían algunas terapias de intervención en la antigua Roma para problemas articulatorios de la lengua. Celio Aureliano recomendó como tratamientos ejercicios de contracción y extensión de la lengua o imaginarse una y otra vez aquello que se quería decir, hasta que se pronunciara; Falero describe como Demóstenes, haciendo ejercicios, pudo superar su problema de articulación (Duchan, 2011).

 

 

CONCLUSIONES

 

  • Haciendo un paralelo de la Edad Antigua  y la actualidad se puede observar cómo se ha priorizado la salud y su tratamiento desde el punto de vista de la intervención física y orgánica, es decir, con medicamentos, cirugías y diversas prácticas que buscan soluciones en cuanto movilidad y destreza del cuerpo, dejando de lado la intervención que incluya los entornos en los cuales se desarrolla la persona, viendo toda enfermedad desde el punto de vista biológico. Sin embargo, al inicio de la Edad Antigua  predominó más una concepción mágico-religiosa de la discapacidad y sus métodos de intervención no incluían la rehabilitación.      

 

  • La discapacidad ha sido vista como un problema para la sociedad al implicar más cuidados y gastos, por lo cual se ha preferido excluir y menospreciar a quienes son “diferentes” sin tener en cuenta sus capacidades.
  • Los precursores primarios de la Fonoaudiología son médicos que se preocuparon por la voz y sus patologías, pues muchas veces la demanda social lo exigía, como en el caso de la retórica y la buena elocución. De igual manera, los oradores y  educadores dieron las bases para muchos de los paradigmas y enfoques con los que se rigen muchas universidades y profesionales en la actualidad.

 

  • Desde siempre se ha tenido interés sobre el funcionamiento del cuerpo y la manera de ayudar a las personas a curarse de las diversas enfermedades que pueden aquejarlas, siguiendo de este modo con gran énfasis el paradigma biomédico.

 

REFERENCIAS

 

Arredondo, A. Análisis y reflexión sobre modelos teóricos del proceso salud – enfermedad. Cad. Saudé Públ. Río de Janeiro. Vol 8, # 3, p. 254-261. Jul/sept, 1992.

 

Duchan, J. Getting Here: A short history of Speech Pathology in America Overview. 2011. Recuperado de: 

 http://www.acsu.buffalo.edu/~duchan/new_history/overview.html

 

Gutiérrez, I. Historia de la logopedia. Madrid: Narcea, 1997.

 

OMS. Clasificación Internacional del Funcionamiento, de la Discapacidad y de la Salud. Ginebra. 2001.

http://www.aspace.org/aspacenet/images/doc/cif_2001.pdf

 

Citar este documento como: Ayala, D., Bravo, G. & Gómez, N. &. Historia de la Fonoaudiología en la Edad Antigua. Documento de trabajo. Asignatura Fundamentos Fonoaudiológicos. Programa Académico de Fonoaudiología de la Universidad del Valle. Cali: periodo febrero - julio de 2012. 

 

HISTORIA EN LA EDAD ANTIGUA
HISTORIA DE LA FONOAUDIOLOGÍA EN LA EDAD
Documento Adobe Acrobat 184.3 KB